¿CÓMO SALIR DE LA ZONA DE CONFORT?

¿Alguna vez te has sentido estancado?… ¿Crees que tu día a día es una rutina en la que vives cómodo, pero al mismo tiempo te gustaría tener un cambio?… A esto se le llama zona de confort.

La zona de confort es un estado emocional que no permite el crecimiento personal, ya que aquí es donde sentimos comodidad y tranquilidad, lo que nos impide alcanzar nuestras metas y ponernos nuevos objetivos.

Naturalmente, todos nos sentimos tranquilos estando en un lugar o situación que conocemos, en la que sabemos qué pasa y, sobre todo, en la que tenemos control de las cosas. Sin embargo, si quieres superar tus expectativas y llegar a mejorar de manera asombrosa, sin duda, tendrás que expandir tu zona de confort, por lo que tendrás que salir de ella y adaptarte a nuevas vivencias.

La zona de confort, es el conjunto de límites que nos impiden avanzar.

Cuando superamos estos límites, ampliamos nuestra perspectiva, y logramos alcanzar nuevos horizontes.

Toma en cuenta que todas las personas exitosas han tenido que hacer algo que los ponga un poco incómodos, para poder lograr los resultados que se han propuesto.

Adquirir nuevas habilidades, aprender nuevas estrategias y conocer diferentes maneras de hacer las cosas, son algunas maneras de salir y ampliar tu zona de confort, pues tu vida se irá componiendo de más y más elementos para que logres mejores resultados.

Te pregunto: ¿Consideras que te encuentras en una zona de confort?…. ¿Alguna vez has salido de esta zona?….

Pues bien, vamos a hablar de 9 claves y consejos que te ayudarán a salir de la zona de confort, para que comiences a construir esa vida de éxito que tanto te mereces y con la que tanto has soñado.

  1. Cambia tu estado mental
    • Perder el miedo a salir de nuestra zona de confort, empieza desde dentro. Desde nuestros pensamientos, ideas y sentimientos.
    • Aquellos elementos que te rodean y que consideras parte de tu comodidad, son percibidos de esa manera, gracias a tu psicología y a tu mente.
    • Lo que a ti te parece cómodo, a otros quizás les aterrorice.
    • En ocasiones, permanecer dentro de un estado mental cómodo, puede convertirse en algo rutinario y aburrido sin mencionar, que nos evita obtener progresos.
    • Comprender que todo lo que percibimos no es más que una interpretación, nos permite ver de manera diferente las cosas.
  2. Cambia tu rutina.
    • Piensa en cómo haces las cosas día con día y actúa en sentido opuesto, es decir, experimenta nuevas soluciones para los problemas a los que te enfrentas, desde involucrarte en proyectos que te reten y te estimulen a pensar de manera diferente.
  3. Conoce gente nueva.
    • No importa que la plática no sea muy profunda, se trata de platicar con gente nueva, saludar a las personas, preguntar cómo va su día. Actúa con naturalidad, te darás cuenta que es muy divertido y además podrás conocer a gente muy interesante.
  4. Lee un libro o escucha audiolibros.
    • Aumenta de tiempo de lectura y tu nivel de aprendizaje. Cuando lees o escuchas audiolibros poderosos nutres tu mente, esa es una manera simple pero poderosa de salir de tu zona de confort, porque aprendes palabras nuevas, técnicas que no sabías y estimulas a tu cerebro, lo ejercitas brindándole nueva información.
  5. Prueba nuevos alimentos
    • La zona de confort está en todos los aspectos de la vida. Te invito a que la próxima vez que vayas a un restaurant pidas y pruebes algo nuevo. Normalmente estamos tan acostumbrados a ciertas cosas que nos limitamos, y eso se refleja incluso en estos aspectos.
  6. Ver una película en otro idioma sin subtítulos.
    • Ver una película completa en otro idioma, sin subtítulos y tratar de entenderla, tiene como objetivo estimular a tu cerebro de una manera que nunca antes lo habías hecho y de hecho quizá puedas entender la historia. Recuerda la finalidad no es aprender ese idioma, a menos que así tú lo decidas, sino, sacar a tu cerebro de su zona de confort, ponerle un reto y ver cómo responde. Esto es algo que estimula tu creatividad y que te vuelve más inteligente.
  7. Busca la novedad a tu alrededor.
    • Conoce nuevos lugares, cambia tu forma de vestir un día, redecora tu casa o coloca los muebles en otro lugar, viaja, múdate, aunque sea por poco tiempo, se trata de tener cambios a los cuales no estás acostumbrado. Son cosas que te puede brindar nuevas habilidades y a la vez te pueden permitir vivir verdaderas aventuras y contribuir a tu seguridad.
  8. Evita ponerte límites
    • Debes confiar plenamente en ti mismo, y saber, que todo aquello que te limita física y emocionalmente, lo hace porque tú has decidido (inconscientemente) que así sea. Eres tú mismo quien define tus alcances.
    • Eres tú mismo quien construye barreras para evitar el progreso y alejarse de peligros (muchas veces imaginarios).
    • En este orden de ideas, lo ideal al querer salir de tu zona de confort, es autoevaluarte con respecto a tus actitudes, ideas y comportamientos; fácilmente descubrirás si tus miedos son reales, o son sencillamente imaginarios, y en caso de ser reales, tu refugio podrá estar, en aquellas personas que hayan superados los obstáculos a los que ahora te enfrentas.
  9. No tengas miedo.
    • Salir de la zona de confort puede llegar a provocarte temor, es normal, pero siempre ten en mente que al final el resultado será muy positivo y que te sentirás mucho mejor contigo mismo.
    • Recuerda que una vez que salgas de tu zona de confort eliminarás tus barreras, conocerás más personas y vivirás nuevas experiencias. Esto provocará que tengas un crecimiento personal muy satisfactorio, además serás más consciente de tus capacidades y habilidades, brindándote mayor seguridad.
    • No olvides que al final esto lo haces por ti y para ti, así que deja atrás las emociones negativas, toma acción y ¡jamás te rindas!
Recent Posts